Pasar al contenido principal

Evaluación de la política general de gobierno.

Fredy Gómez

Profesor de Planificación del Desarrollo

Recientemente se ha informado la eliminación de la intervención del Seguro Escolar, aduciendo que no funcionó, con ello se han liberado recursos; derivado de ello, conviene preguntarse ¿Cuántas intervenciones no cumplen sus fines? ¿Cuántos recursos están mal usados ? y, en contrario ¿Cuáles intervenciones si cumplen y que recursos se necesitarían para mejorar sus resultados? En el post De la plataforma política a la gestión de la Política General de Gobierno-plan de gobierno se abordan aspectos para gestionar las metas de la administración; específicamente, en el caso de Guatemala se aborda como las manifestaciones de campaña se deben transformar en metas concretas, alejándose de la improvisación y la discrecionalidad. Una parte importante de este proceso es la situación encontrada por la nueva administración y lo cual se evidenciará en la Evaluación de la Política General. A continuación, algunos aspectos.

Obligación legal.

En Gómez (2007)  se hace un recuento de la normativa relacionada al plan de gobierno (política general), entre lo cual sobresale que este plan debe ser evaluado a más tardar el 28 de febrero de cada año, a efecto de orientar la formulación del proyecto de presupuesto, en este caso el correspondiente al año 2025.

Enfoque de evaluación a la fecha

La evaluación del plan de gobierno se puede pensar que tiene por objetivo constituirse en un ejercicio reflexivo y formativo, a efecto de identificar un conjunto de decisiones que permitan asignar, limitar y potenciar recursos, dependiendo del estado de las intervenciones en la generación de resultados.

Considerando las últimas actas de la Comisión Técnica de Finanzas, a la fecha:

  • Se sigue utilizando una evaluación de cumplimiento, comparando lo ejecutado contra lo planeado, en lugar de una con carácter formativo que permita las mejoras.
  • Las metas generales del plan de gobierno (política general) y en específico las de empleo carecen de un modelo de evaluación con técnicas específicas, por ejemplo, la situación ambiental podría ser evaluada con mapas de cobertura o el empleo con modelos económicos más sofisticados.
  • Dado lo anterior, no existe un modelo de implementación que permita vincular el cumplimiento o incumplimiento con los presupuestos, en último caso.
  • Dado la inexistencia de modelo de evaluación se pierde en la utilidad de este ejercicio.

Mejoras posibles

Se llevan más de 20 años de evaluaciones y estas se merecen un mejor sentido. Al respecto, sería conveniente:

  1. Establecer un sistema nacional de evaluación, en algunos países este incluye el conjunto de evaluaciones de impacto de programas públicos.
  2. Mejorar la gestión de la innovación en el sector público mediante las recomendaciones del sistema nacional de evaluación con medidas concretas, en específico un programa mal evaluado no debería de continuar y uno bien evaluado debería de mejorar.
  3. Asignar recursos para la evaluación.

Si bien son las personas quienes lideran los cambios, estos se hacen fortaleciendo el sector público y esto a su vez solo se logra con mejoras en los procesos. La próxima evaluación del plan de gobierno de la administración anterior, a realizarse el próximo 28 de febrero, se constituye en una excelente oportunidad para plantear un sistema nacional de evaluación 

Escribenos

De forma constante, Cardinal®  busca talento en curación de contenido y datos. Si te consideras experto en dichas actividades, puedes formar parte de nuestra base de datos y en caso se active un proceso se te contactará. El formulario lo encuentras en la parte superior.